¿Cómo decir “No”?

Share

Razones por las que es importante decir “No”:

  • Nos ayuda a no implicarnos en situaciones en las que sentiríamos más tarde habernos implicado: “¡Para qué le habría dicho que sí! ¡En menudo fregao me he metido!”.
  • Nos ayuda a evitar el desarrollo de circunstancias en las que sentiríamos que se aprovechan de nosotros o nos manipulan para hacer algo que no queremos hacer: “Cómo somos amigos, no puedes negarte, los amigos están para ayudarse y hacerse favores, bien sabes que si fuera al revés yo lo haría por ti”.
  • Nos permite tomar nuestras propias decisiones y dirigir nuestra vida en esa situación: “He sido capaz de decir que no. ¡Qué bien me siento!”.

Pasos a seguir para decir “No”:

  • Muestra que comprendes lo que la otra persona te pide, haciéndole ver que entiendes su posición, por ejemplo: “Entiendo que el sábado quieras mi coche para llevar a tu hija al parque”, “Sé lo que te gustaría que te prestara mi vestido”.
  • Dí que prefieres no hacerlo y sólo si se deseas aporta alguna razón (no es obligatorio), nunca una excusa, por ejemplo “…pero prefiero no dejártelo” o “He quedado para ese mismo día con mis padres en Valladolid, cualquier otro día estaré encantado de dejártelo”.
  • Pide tiempo, si es necesario, para pensarlo: “Dices que te gustaría que fuera el sábado a cuidar a tus hijos… entiendo… déjame que lo piense. ¿De acuerdo? Mañana te lo digo”.
  • Utiliza la técnica del disco rayado si te presionan para que cambies de opinión: “Te he dicho que no quiero hacerlo, así que te agradecería que no me lo volvieras a pedir. Mi respuesta seguirá siendo la misma”. “No sigas insistiendo porque me estas faltando al respeto, porque en el momento en el que yo te digo que no una vez y tú sigues insistiendo, me demuestras que lo que yo piense, sienta o necesite a ti te da igual con tal de conseguir lo que tú quieres”.